Header Ads

Breaking News
recent

Viajes a Río de Janeiro 2018: Guía para visitar la Ciudad de las Maravillas

Conocida como Ciudad Maravillosa, una ciudad que deslumbra con la jovialidad de su gente, sus hermosas playas y la exuberante foresta que tapiza sus enormes cerros, configurando un escenario de ensueño, que año atrás año sigue liderando rankings como uno de los mejores destinos del mundo.

¿Cómo viajar a Río de Janeiro? ¿Cuándo ir? ¿Qué hacer? ¿Qué ver? Descúbrelo en la siguiente Guía de viajes a Río de Janeiro 2018.
  Pan de Azúcar. En el Flickr de Rodrigo_Soldon.
¿Cómo viajar a Río de Janeiro?

Por avión: Desde las principales ciudades del mundo y Brasil, se pueden realizar viajes a Río de Janeiro en avión, arribando según destino de procedencia a uno de los dos aeropuertos de la ciudad. El aeropuerto Internacional de Galeão, situado a 20 kilómetros, es el encargado de recibir vuelos internacionales; mientras que el Aeropuerto Santos Dumont, situado a 2 kilómetros, recibe los vuelos nacionales.

Por bus: También desde ciudades brasileñas como desde otras ciudades de Sudamérica, se pueden realizar viajes a Río de Janeiro en bus. La estación de llegada, a donde arriban los buses, corresponde a la Terminal de Buses Novo Rio, ubicada en el centro de la ciudad.

¿Cuando Ir?

Río de Janeiro, con su clima tropical atlántico, presenta dos tipos de estaciones: Una estación lluviosa, entre los meses de diciembre a abril, y una estación seca, que se extiende entre mayo a noviembre.
La estación lluviosa, por una parte, presenta una notable mayor humedad, precipitaciones y temperaturas, estas últimas, con medias máximas cercanas a los 28°C, las cuáles aumentan a 30°C, en enero y febrero, los dos meses más calurosos del año.
La estación seca, mientras tanto, cuenta con menor humedad, menos precipitaciones (aunque no por ello dejen de presentarse) y temperaturas más frescas, presentando máximas medias en torno a los 23°C en febrero y 18°C en julio, el mes más frío de la ciudad.
En general, por su agradable clima, se considera que la temporada seca, entre mayo a noviembre, es la mejor época para realizar viajes a Río de Janeiro, aún cuando la ciudad no deja de ser hermosa para ser visitada, en cualquier época del año.

¿Qué ver?


                                                        Copacabana Wikimedia Commons, por Mteixeira62


Conocida como Ciudad Maravillosa, Río de Janeiro cuenta con una inagotable variedad de atractivos, entre los que figuran impresionantes maravillas naturales, barrios llenos de vida, joyas culturales e impresionantes obras urbanas.

Entre sus numerosas maravillas naturales, destacan los enormes cerros tapizados de bosques tropicales, conocidos como El Corcovado (704 m) y Pan de Azúcar (395 m), ambos sitios de espectacular belleza escénica, donde es posible admirar una inmensa variedad de especies de flora y fauna, y obtener vistas panorámicas de la ciudad.

También dentro de sus atractivos naturales, destacan sus hermosas playas de arenas blancas bañadas por el Atlántico, algunas más escondidas especialmente apetecidas por quienes buscan la soledad y otras siempre concurridas y llenas de vida, como las celebres Ipanema y Copacabana.

Otro de los grandes atractivos de la ciudad, lo constituyen su mosaico de barrios, con áreas que destacan por su lujo y paisajes como Leblon o Ipanema, zonas que cautivan por su incesante vida nocturna como Lapa o barrios que simplemente encantan por su invaluable patrimonio, como el Centro Histórico o Santa Teresa.

Complementan la oferta turística de la ciudad, joyas culturales, como el Museo de Arte Moderno y famosas obras urbanas como el Cristo Redentor, el Maracaná, el Sambódromo, la Catedral de San Sebastián o los Arcos de Lapa.

Carnaval de Brasil: otro imperdible en Rio de Janeiro                

Carnaval de Río de Janeiro. En el Flirckr de Nicolas de Camaret


El Carnaval, celebrado la última semana de febrero o inicios de marzo, corresponde a una de las fiestas más famosas de Brasil, reuniendo a las mejores escuelas de samba del país, para desfilar en el Sambódromo de Río de Janeiro ante más de 75.000 personas, por 4 días.
El programa se basa en la competencia de diversas escuelas de samba en distintas categorías, quienes en 80 minutos ponen en escena una temática elegida por ellos, desfilando con coloridos disfraces y carros alegóricos.
Los primeros desfiles, son realizados por el llamado Grupo de Acceso de Oro, conformado por 19 escuelas de samba. La escuela ganadora, además de ser premiada, es recompensada con la posibilidad de desfilar el año siguiente en la categoría superior, dada por el Grupo Especial.
Los siguientes desfiles son llevados a cabo por el Grupo Especial, marcando el punto culminante del Carnaval, de este grupo conformado por las mejores 12 escuelas de samba, es elegido el campeón, que vuelve a desfilar en el desfile final de la Victoria.
De forma paralela al programa oficial desarrollado en el Sambódromo, se pueden encontrar tanto
cientos de fiestas simultáneas, como incontables blocos de samba desfilando entre las calles de la ciudad.

Algunos consejos y recomendaciones

– Dinero: En la ciudad es posible cambiar dinero tanto en sucursales bancarias, casas de cambio o agencias de viaje. En general es mejor evitar los bancos, tienen filas largas y el cambio suele ser más desfavorable.
– Carnaval: Si se realizan viajes a Río de Janeiro en temporada de Carnaval, es imprescindible tener una reserva previa de hospedaje, pues simplemente es imposible encontrar alojamiento con los miles de turistas que visitan la ciudad durante esos días.
– Moverse: Para moverse en Río lo más recomendable es utilizar autobuses, al poseer una amplia gama de recorridos que pasan regularmente y conectan toda la ciudad. Los recorridos más frecuentes a usar, corresponden al 583 que comunica Copacabana, Ipanema y el acceso al Corcovado y el 511 que une Leblon, Ipanema, Copacabana y el Pan de Azúcar.
Aún cuando existe metro, no es muy extenso, por lo que no siempre sirve para viajar. Posee dos líneas, la primera naranja, es la más usada por los turistas, ya que une Ipanema con Tijuca, pasando por Copacabana y el centro de la ciudad, mientras que la segunda, de color verde, une el centro con Pavuna, barrio del área norte, pasando por el Maracaná.
– Vestimenta: Si se viaja en verano es imprescindible contar con telas frescas, especialmente durante diciembre, enero y febrero, los tres meses más calurosos, con temperaturas que llegan a los 35ºC y no bajan de los 22ºC. Por otra parte, en invierno, también se necesitan telas frescas para el día, considerando temperaturas que fluctúan entre los 18º y 27ºC, junto a un abrigo ligero para las noches cuando refresca.
Precipitaciones pueden ocurrir en cualquier época del año, aún cuando sean más frecuentes en el primer semestre, por lo que un paraguas o impermeable puede ser de ayuda.

Fuente: enviajes.cl

No hay comentarios.:

Con tecnología de Blogger.